El mal entra en el rock: Charles Manson

Podrían ser personajes de una película de terror, o protagonistas de historias maléficas para escuchar en una noche de tormenta, sí, de hecho lo son, pero lo truculento del caso es que son reales como la vida misma; personas de carne y hueso que han protagonizado y realizado actos deleznables, y que por razones evidentes y otras no tanto, llegaron a ser iconos del siglo XX y aún del XXI; incluso influyeron, de manera más, o menos directa, a más de un músico, (sobre todo de rock), ávido de morbo, notoriedad y curiosidad insana.

En este artículo intentaré dejar a un lado moralinas y juicios de valor sobre los comportamientos de estos dos personajes, ya que los hechos realizados por ellos están ahí y hablan por sí solos; sería una gilipollez valorar lo ético o no de un asesinato, intentaré analizar, el por qué estos tipejos tan siniestros fueron capaces de atraer a una serie de artistas y hacerse presentes en alguna medida en sus obras, ¿tan atrayente es el mal o todo no es más que marketing, pose y negocio?

Para entrar en materia debemos situarnos en las décadas 50-60 del siglo pasado, llega el Rock, que supuso el nacimiento del movimiento cultural más importante del siglo XX. Como siempre, lo novedoso tiene sus detractores y el Rock no iba a ser menos. Esta música tan llena de libertad, de carácter contestatario y que rompió moldes desde su llegada, se enfrentó y supuso una amenaza contra la muy puritana sociedad americana e inglesa de la época, que rápidamente vio en este género musical, un peligro hacia sus cánones establecidos, de moralidad insana cristiana, y se les ocurrió la gratificante idea de unir esta bendita música con el mal, el maligno y todos los diablillos que pululasen por allí.

El rock, lejos de huir de este estereotipo, se apropió en cierto modo de él, para utilizarlo cual boomerang contra tanto carca y mojigato, el mal era el amigo del rock, y muchos grupos y artistas para subir como la espuma lo utilizaron (y lo siguen haciendo) como bandera tanto en su estética como en su música.

En la juventud de la época produjo y sigue produciendo una atracción casi visceral, ya se sabe, lo prohibido ejerce una influencia y una adhesión a la causa de una fuerza inaudita. Algunos de estos artistas se tomaron esta mala fama de manera jocosa y únicamente utilizaron toda esta leyenda para promocionarse y darse a conocer; todo dentro de un circo, de un gran show, eso sí, como en todo, salieron adeptos que sí se tomaron muy en serio las conexiones hacia lo perverso y lo fuera de lo establecido, haciendo que su música y actitud estuvieran totalmente influenciadas por todo tipo de personajes de dudoso pelaje, siguiéndolos como líderes y gurús en sus obras.

Separar el trigo de la paja en todo esto a veces no es fácil, hay grupos y artistas que rápidamente se les ve el plumero y sabemos que todo es pose, pero otros en cambio, sin ser tan llamativos, guardan y esconden influencias no muy recomendables en principio.

Las dos inspiraciones más utilizadas, tanto por unos como por otros, han sido las figuras de Charles Manson y Aleister Crowley, (Satán aparte claro está). Su importancia estriba en ser personas reales, como antes hemos dicho, no son deidades ni mitos ni cosa parecida, gente corriente que por diversos motivos dejó de serlo.

Analizaremos algunos aspectos de sus biografías y hechos de sus truculentas vidas, pero sobre todo abordaremos el análisis de sus relaciones con el Star System musical, tanto de la época como la de nuestros días, y sobre todo el influjo que ejercieron sobre todos ellos.

Señoras y señores, pasen y vean, la cámara de los horrores abre sus puertas para que disfruten con lo prohibido , lo abyecto, y así, de paso, engorden su morbo.

Charles Manson: De músico frustrado a psychokiller

No realizaré un estudio pormenorizado de la obra y milagros de Manson, porque sinceramente creo que el personaje no lo merece, me centraré en la etapa de su vida en la que comenzó a entrar en contacto con una serie de músicos y su acercamiento al mundillo musical (de manera increíble ha llegado a publicar discos), hasta desembocar en los hechos ya de todos conocidos, además de reseñar algunos artistas que le influenciaron a él en su perturbardo comportamiento.

Tras su paso por reformatorios y cárceles varias, en el verano de 1968 Charles Manson conoce de manera casual a Dennis Wilson, uno de los integrantes de THE BEACH BOYS, su amistad se forjó en torno a la música, al propio Dennis le atraía la manera de componer y tocar, según él mismo decía, por lo espontaneo que era. A tanto llegó su relación que el propio Dennis convenció a su grupo para grabar una canción creada por Manson llamada “Cease to Exist” para su álbum “20/20”, finalmente el tema lo rebautizarían llamándolo “Never Learn not to Love” y pasaría a ser una cara B de un single del grupo titulado “Bluebirds Over the Mountain”. Su amistad fue a más y terminó mudándose a vivir a la casa de Dennis, hasta que a finales del verano de ese mismo año 68, por razones no muy claras, rompen la relación y Manson sale de la vida del cantante definitivamente.

Ya comenzado 1969 ocurre un hecho que marcaría la existencia de Charles Manson, THE BEATLES publican “The White Álbum”, siendo ya un ferviente seguidor de la banda de Liverpool, este disco será para el asesino de Sharon Tate, una guía tanto espiritual como un manual perfecto donde el grupo de Lennon y compañía habían diseñado una revolución de la que él era el mesías de la misma.

En una de las casas a las que se trasladó posteriormente a su salida de la mansión de Dennis Wilson, la bautizó como “The Yellow Submarine” en honor a la archiconocida canción de los británicos, en dicho sitio a lo único que se dedicó es a crear música, que sería el pistoletazo de salida a la revolución que, según él, iba a comenzar y que llamaría “Helter Shelker”, como uno de los temas principales del álbum blanco.

Las dotes como músico de Manson siempre fueron bastante limitadas, aunque no hay unanimidad de opiniones al respecto, sí con carácter general se puede llegar a la conclusión de que no era nada del otro mundo y que, aunque no le hubiera dado por ser un asesino, no hubiera llegado muy lejos a nivel musical.

Siguiendo con la loca idea de Manson de que una especie de apocalipsis vendría al mundo llamado como la canción de THE BEATLES , junto con su pequeña secta, formada sobre todo por mujeres, ideó una serie de delitos, estafas y robos , para, según él, comprar armas y vehículos y escapar al desierto huyendo de todo aquello.

Toda esta locura (drogas, delitos, frustración por no ser un músico reconocido) desembocó en los hechos tristemente conocidos en el verano de 1969 en la mansión del cineasta Roman Polanski y su mujer Sharon Tate, dentro de la espiral de violencia en la que se embarcó Manson; la masacre en esta casa fue solo la consecuencia de una mente perturbada y una serie de seguidores más perturbados aún.

No me extenderé en cómo llegó a conocer Manson la existencia de esta pareja y su casa, ni las tropelías que allí se cometieron, por cierto Manson no se manchó las manos, todos los asesinatos los hicieron sus seguidores, sólo me quedaré con un detalle en la nevera pusieron con sangre “Helter Shelker”, además de escribir otras palabras que tenían que ver con otras canciones del “White Album” como “Piggies” y “Blackbird”, sólo con esto ya vemos dónde puede llegar la locura humana.

A grandes rasgos hemos podido ver como la música fue utilizada por un perturbado como guión de todo los hechos execrables que cometió, fue la banda sonora perfecta para él; ahora haremos el viaje a la inversa, veremos como sus actos influyeron en la música de algunos artistas y sirvieron algunas veces de manera inexplicable como fuente de inspiración.

La influencia de Charles Manson en la música

A diferencia de lo que veremos con Aleister Crowley, la influencia de Manson sobre otros artistas se produjo sobre todo años después. En el momento que saltó a la fama, nadie reparó en su irregular carrera musical, y menos aún en su figura depravada; sería con el paso del tiempo cuando algunos músicos se fijarían en el y se dejarían fascinar de algún modo por el personaje.

Pero la consideración del asesino como icono cultural ya aparece en los U.S.A. en los primeros años 70, el grupo THE DOORS en su último disco el celebérrimo “L.A. Woman” en concreto en la canción “Riders of Storm” ya recogía referencias claras del fenómeno, unas estrofas del tema dicen lo siguiente:

Hay un asesino en la carretera

Su cerebro se retuerce como un sapo

Si subís a este hombre

La dulce familia morirá

Asesino en la carretera”.

Ya en la actualidad uno de los grupos, sobre todo su líder, que ayudaron a propagar la leyenda del asesino, fueron los GUNS N’ ROSES, en su disco “The Spaguetti Incident” hicieron el cover de una canción de Manson, el tema de corte folk “Look At Your Game Girl”, además Axel Rose en esa época portaba una camiseta en los conciertos con el careto de Charles Manson, la anécdota del caso es que cuando la discográfica se enteró que Manson iba a cobrar por las ventas del disco, debido a los derechos de autor, la cifra nada despreciable de 62.000 dólares, corrieron para retirar el mayor numero de discos con la canción y así poder eliminarla en sucesivas tiradas del cd, ya daba igual, la publicidad de un grupo que en esa época estaba en decadencia y necesitaba de estas polémicas para sobrevivir estaba servida.

 

WHITE ZOMBIE, con su líder a la cabeza, Rob Zombie, siempre se rodeó en su parafernalia de monstruos, psicópatas y demás seres abyectos para conformar su imagen, la figura de Manson no podía faltar y era utilizada asiduamente en los conciertos que efectuaban, colgando su imagen en pantallas gigantes junto a otras como la de Bega Lugosi, aquí la influencia fue debida más algo puramente friki, que a pensar que era un personaje de relevancia, por ser únicamente un psychokiller.

Sean Yseult la bajista del grupo, comentó a los medios lo siguiente “Manson es un demente total pero con cierto encanto”, otros miembros de la banda lo consideraban como una especie de mesías oscuro con carisma y que sabía llegar a la gente, aun así la banda no se tomó nunca en serio ni la figura de Manson ni ninguna de las que utilizaban como parafernalia en sus conciertos, todo es puro cine b, o z mezclado con gore y personajes bizarros y poco más.

El caso del grupo THE CRAMPS es algo diferente, referencia total de los WHITE ZOMBIE, al igual que ellos toman como premisa en su música la estética el mundo bizarro, de las películas de terror de serie b, comics de terror etc…

Su líder, el vocalista Lux Interior, alababa la figura de Manson como icono y referente, aquí si parece que la atracción por lo funesto no es mera pose a tenor de sus palabras: “El rock es alguien peligroso, un individuo que amenaza con causar irregularidades en la vida cotidiana .Debe producir interferencias en los ritmos de vida, que es lo único interesante. Sin esto, la vida sería como una alfombra ,algo plano que simplemente ocurre. Así que podría decirse que Charles Manson es tan rock como Eddie Cochran, quizá algo más. Es algo que no puede juzgarse. Está por encima del bien y del mal”.

Siguiendo más o menos esta opinión justificó Trent Reznor líder de NINE INCH NAILS, el porqué de la grabación de su disco “The Downward Spiral” en la mansión de Sharon Tate y Roman Polanski, el cantante relató lo siguiente:

“ Yo no idolatro a Charles Manson y no admito el asesinato de gente porque seas un hippie jodido que intenta hacer un manifiesto. Pero es un interesante capítulo de la historia americana del cual estuvo bien formar parte”.

Trent Reznor será a la postre uno de los pioneros en la década de los 90 en utilizar los psychokillers en sus letras, en el disco antes aludido aparecen dos canciones tituladas “Piggy” y “March of the Pigs” en clara referencia a los asesinatos que allí tuvieron lugar, Reznor negaría cualquier inspiración de sus canciones con los hechos.

Cómo no, MARILYN MANSON también debe pasar por aquí, no hay que ser un lince para saber que el segundo nombre del artista es tomado del asesino, sus referencias hacia la figura de Manson, son variadas en su carrera, bautizó su primera maqueta “Big Black Bus” en referencia al autobús en el que viajaba la secta de Manson, por poner un ejemplo.

Artistas de múltiples tendencias aparecen como reivindicadores de la figura del psicópata o simplemente lo toman como inspiración de sus obras.

 

Joey Ramone (THE RAMONES) o el guitarrista de W.A.S.P. Chris Holmes se declararon en su momento admiradores del personaje.

SYSTEM OF A DOWN en su álbum “Toxicity” en concreto en el tema “ATWA”. hacen referencia al mismo en sus proclamas de tipo ecológico de las que también se hacía eco, así como SUICIDAL TENDENCIES en el tema “You Can´t Bring Me Down” de su lp “ Lights…Camera…Revolution!” hablan explicitamente de él.

PARADISE LOST le dedicó la canción “Forever Failure” de su álbum “Draconian Time” e incluso MACHINE HEAD en su tema “Death Church” del álbum “Burn My Eyes” recoge parte de unas declaraciones de Manson, en una especie de voz en off difícilmente audible.

Otros grupos con acercamientos a su figura han sido RED KROSS, DEVO, LEMONHEADS, como vemos fuera incluso del espectro rock, hasta el mismísimo LEONARD COHEN se inspiró en él para componer el tema “The Future” para la banda sonora de “Asesinos Natos”, la peli dirigida por Oliver Stone.

Por último, comentar la anécdota que le ocurrió a HENRY ROLLINS; el cantante poseía unas grabaciones de Manson realizadas en la prisión y se decidió a subastarlas por Ebay, tuvo que retirarlas por las amenazas de muerte que recibió, como véis el personaje no deja indiferente a nadie.

Podría seguir, pero no querría aburrir al personal, la influencia de Manson está ahí, ¿razones? Muchas, desde una increíble admiración, morbo, marketing etc…¿Es Moral utilizar a este personaje como inspiración o icono? No seré yo quien responda la pregunta, cada uno que haga con su carrera musical lo que quiera, no estoy aquí para juzgarlos, únicamente para mostrar lo que han hecho.

Dejamos a este personaje para abordar otra influencia desde el mal, otra hermanita de la caridad, Aleister Crowley.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *