Amon Amarth y su relación con J.R. Tolkien

Muchas veces irrumpe una banda en nuestras vidas con un nombre llamativo, del que no sabemos su significado y lo aceptamos como tal. El conocer el por qué de los nombres nos ayuda a entender el mensaje que muchas formaciones, sobre todo de metal, quieren difundir con su obra, este es el caso de la banda sueca de death metal, Amon Amarth

Los suecos en su música evocan epopeyas vikingas llenas de leyendas e historias milenarias de las que ellos se consideran herederos. Antepasados vikingos que llenaron la cultura popular escandinava de relatos plagados de aventuras, andanzas y fechorías. Pero no solo Amon Amarth se nutre de la historia o mitología, los mundos fantásticos también entran en su propuesta, y sin ir más lejos en su propio nombre.

Para conocer el origen del nombre de los vikingos suecos, debemos de dirigirnos al mundo fantástico e imaginario de J.R. Tolkien y en concreto a su genial obra “El Señor de los Anillos”. Si os digo el nombre de Orodruin, seguro que no os sonará mucho, (salvo a los fans de la obra de Tolkien, claro está), este palabro significa en el maravilloso lenguaje élfico creado por el legendario escritor “Monte del Fuego Resplandeciente”, los hombres de la región de Gondor llamaron a esta pequeña montaña “Monte del destino”, en su traducción élfica: Amon Amarth.

Bien, sabido el origen del nombre de la banda hablaremos algo sobre la importancia de este monte en la obra de Tolkien. En Amon Amarth el malvado Sauron forjó el Anillo Regente, o “Único”, objeto deseado por la oscuridad, que debido a su perdida y posterior hallazgo por parte de Frodo Bolsón desató “La Guerra del Anillo”. Esa montaña volcánica capaz de crear este anillo de poder, era la única que a su vez podía destruir este poderoso objeto; hasta allí viajó Frodo para conseguir lanzarlo al volcán que entró en inmediata erupción y calcinó para siempre la obra maligna de Sauron, estallando en mil pedazos.

Celebramos la derrota de mal dejando por aquí este temazo de Amon Amarth; en breve más historias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *