Bathory: Los padres del black metal

Todo tiene un comienzo, un origen. Todos los géneros musicales tienen su génesis en algo o alguien en concreto, y el black metal no iba a ser menos.

Debemos señalar a Venom como la primera banda que sería la base del black metal. Más que por su música, fue la imagen que ellos mostraron al mundo, la que plantó la semilla que hizo que en el norte de Europa un puñado de jóvenes quisieran desafiar al mundo de la música y en concreto del rock.

Pero hay una banda que fue la guía definitiva para asentar tanto el sonido, como el estilo de lo que posteriormente se conocería como black metal, nos estamos refiriendo a Bathory.

Bathory era el proyecto del vocalista y guitarrista Tomas Forsberg, más conocido por Quorthon, secundado por el batería Jonas Akerlund. Desde el comienzo de su carrera con la aparición en el recopilatorio “Scandinavian Metal Attack”, ya se vislumbraba que lo que allí estaba naciendo era algo serio. Todo ello se ratificaría con el álbum “UnderThe Sing Of The Black Mark”, una obra fundamental para la historia del black metal mundial.

Los tres primeros discos de Bathory crean todo el imaginario de este movimiento a nivel musical. Crudeza, pasajes atmosféricos, maldad insana en las letras… Todo estaba preparado para que la bomba estallase; ellos fueron los que prendieron la mecha.

La voz de Quorthon se rodeaba de dolor, energía y terror. Nunca antes nadie había cantado de esa manera, y el vocalista de Bathory abrió la puerta del infierno al metal.

El terror y lo siniestro como llave para llegar al alma de sus seguidores, fue un arma de destrucción masiva que utilizó la banda para convertirse en inmortal.

Paradójicamente, siendo ellos uno de los creadores del género, abominaban de las etiquetas y rechazan que les consideraran black metal. Prueba de ello fue el lanzamiento de su cuarto álbum “Blood Fire Death”, en élse adentrarían en pasajes más melódicos, épicos y entroncarían con temáticas de corte pagano y vikingo.

La muerte en 2004 de Quorthon dejó a toda una escena huérfana de uno de sus padres más insignes. Nos queda su música y la valentía por crear desde la nada, uno de los últimos movimientos más importantes dentro de la historia del metal de las últimas décadas.

Nota. Bibliografía.

Andrew O’Neill, Historia del Heavy Metal, 2018, Ed. Blackie Books

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *