“La Armonía Del Caos”, es lo nuevo de Malsujeto

La armonía del caos. O la cuadratura del círculo. La definición completa de un sonido: el de Malsujeto, que presenta su cuarto disco de estudio. Un paso más hacia la madurez de una banda que no ceja en su empeño por pulir un registro cada vez más rico en matices que adornan su inconfundible raíz de rock’n’roll.

Producido por el prestigioso músico y productor Fernando Montesinos (Obús, Pereza, Poncho K… y actualmente en Factor X) y grabado en los Estudios Soundluxe de Buñol, ve la luz ‘La armonía del caos’, la nueva obra de Malsujeto desde que publicaran en 2012 ‘Paraíso Infierno’, que les ha llevado en los últimos años a recorrer a lo largo y ancho el país.

‘La armonía del caos’ tiene la base reconocible del rock’n’roll con selloMalsujeto, porque bien se puede decir que esta banda ha conseguido, con los años y su definición musical, sonar con una identidad propia. De esto se encargan Taber, con una voz que disco tras disco suena más pulida, versátil y poderosa; las guitarras de Berny y Edu, doblándose entre una base rítmica con sabor propio y los solos que dan la pincelada definitiva de brillo a cada tema; el bajo cada vez más protagonista de Javi, marcando la pauta al compás de la contundente batería de Kuero.

Siempre se ha caracterizado Malsujeto por abrir sus discos con un toque muy particular. Esta vez no ha sido ninguna ‘intro’ especial, sino un tema que les hace muy reconocibles. ‘Vientos salvajes’ es el tema perfecto, recogiendo la esencia del sonido Malsujeto, como carta de presentación de todo lo que viene después, como ‘Cruzando la frontera’, en la que apuestan de inicio por un ritmo que ya introdujeron en algunos temas de ‘Paraíso Infierno’. Pero así se consigue este sello propio de sonido. Manteniendo esa base de buen sonido enriquecido a lo largo de los años gracias a horas de ensayo, grabación y directo.

Es lo que se percibe también en ‘No hay más que hablar’ y ‘Ya no soy yo’, en las que queda patente la apuesta de Malsujeto por no escatimar en recursos con tal de ofrecer un sonido puro y muy movido que no te deja indiferente en ningún momento.

Aparece la melódica Cruce de miradas, con la aparición de esos coros tan característicos en el sonido cultivado por Malsujeto y que también se percibenen temas como Vuestro legado. Bésame combina los susurros iniciales con el desgarro final de Taber y el amplio abanico de recursos ofrecido por las guitarras que abarcan desde los punteos más técnicos hasta la inclusión del efecto Wah-wah.

El protagonismo del bajo y la batería se palpa, por ejemplo, en ‘Barcos de papel’ y en el inicio arrollador deComo la lluvia con el viento, invitando al resto de componentes de la banda a adentrarse en uno de esos temas que resulta impactante y pegadizo. Y es en ‘Tierra de libertad’ donde va Malsujeto más allá en su búsqueda hacia nuevos sonidos, experimentando con efectos electrónicos que se entrelazan con la raíz del sonido más puro de la banda.

Y Malsujeto ha optado por terminar en alto su nuevo disco. Se dejan para el final uno de los temas más rápido. Una gran elección. ‘Ley de vida’ es el sprint final tras una carrera apasionante que ofrece, marcado por distintos ritmos, losmás bonitos paisajes musicales, evolucionando pero siempre sobre un trazado muy sólido y asentado: el que ya ha construido esta banda a base de muchos años al pie del cañón. Malsujeto está en marcha. ¡Abran paso a ‘La armonía del caos’!

Chimo Masmano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *