Strangers Of The Night”, la maravilla en directo de UFO

Cuando una banda sube al escenario es cuando se ven todas sus vergüenzas, si es que las tienen. Sobre las tablas no hay nada ante que protegerse, y es la hora de de demostrar si eres un buen músico o simplemente un producto de marketing.

Los álbumes en directo son un arma de doble filo igualmente, independientemente de que posteriormente lo grabado allí es depurado en los estudios de grabación correspondientes, la esencia del grupo queda sellada para siempre en los surcos de grabación y para bien o para mal queda imortalizado.

Si tuvieramos que quedarnos con un disco en directo, ese álbum que consigue plasmar realmente todo lo que puede hacer una banda en Vivo, elegiriamos sin duda alguna “Strangers Of The Night” de los británicos UFO.

Se trata del segundo trabajo en directo de los anglosajones. Lanzado en 1979 por el sello Chrysalis. Supuso el adiós definitivo de Michael Schenker a la banda. Sus divergencias con Phil Mogg, vocalista de la formación ya eran insostenibles y todo desembocó en la salida del germano.

La grabación de este disco se produjo durante el tour de presentación del disco de estudio “Obsession”, y los temas en directo insertos en el álbum, fueron recogidos en sendos shows por U.S.A en concreto, Chicago y Louisville.

El sustituto de Schenker, fue Paul Chapman de la banda Lone Star, que ya era asiduo sustituto del alemán cuando este hacía alguna espantada. En esta época Michael Schenker no se encontraba a tope ni a nivel físico ni psíquico, pero áun así el resultado final del disco fue tremendo.

La colección de temas contenidos en “Strangers Of The Night”, es única. Refleja de manera fidedigna la primera y gloriosa etapa del grupo. 13 temas increíbles en donde destacan sobre todo la figura de Phil Moog, con una interpretación vocal fuera de serie y como no Shencker a las seis cuerdas. Parece imposible escuchar dichas canciones sonando mejor que en el estudio.
Himnos como “Love To Love”, “Doctor Doctor”, “Rock Bottom”, “Let It Roll” etc… son interpretados con maestría por la banda, dejando una huella imborrable para los seguidores de la misma.

Además de los comentados Mogg y Schenker, no podemos olvidar la contribución a la banda de Paul Raymond en la guitarra rítmica, Pete Way al bajo, que por cierto era el que siempre apagaba el fuego entre los dos líderes de la banda, y el batería Andy Parker; una banda de ensueño sin más.

“Strangers In The Night”, está considerado por la crítica, casi por unanimidad, uno de los mejores directos de la historia. Así lo corroboró la revista Kerrang, situándolo entre los 50 mejores álbumes en vivo de todos los tiempos.

Una obra eterna que perdurará para siempre, y que debe de servir como ejemplo para las futuras generaciones, en lo que respecta a la creación de un álbum en directo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *